• Instalamos una nueva solución de agricultura en ambientes controlados en Chile que permite un ahorro energético de hasta un 50%
    Instalamos una nueva solución de agricultura en ambientes controlados en Chile que permite un ahorro energético de hasta un 50%
    Comentarios desactivados en Instalamos una nueva solución de agricultura en ambientes controlados en Chile que permite un ahorro energético de hasta un 50%

    El Centro de Estudios Avanzados en Fruticultura (CEAF) es un centro de investigación ubicado en la Región de O’Higgins, en la zona Central de Chile, cuyo objetivo es mejorar la competitividad científica y tecnológica de la región mediante soluciones e innovaciones tecnlógicas que mejoren la productividad de especies frutales claves para la Región.

    En el marco de su programa de mejoramiento genético de frutales de carozo, y en conjunto con nuestra empresa filial, establecida en Chile desde 2011, Epssilon Networks, ha implementado un sistema de agricultura en ambiente controlado con iluminación LED profesional Valoya, para crecimiento de plantas, con espectros de iluminación cuidadosamente seleccionados para obtener un máximo desempeño de los cultivos. Este sistema se ha desplegado en el interior de una cámara de cultivo cerrada y aislada de condiciones ambientes de exterior, permitiendo asi desarrollar los cultivos en condiciones controladas.

    Este sistema como todos los que desplegamos en este mercado, puede ser controlado y regulado mediante el uso del controlador UCM-316, con capacidad para realizar actuaciones controladas por calendario o ad-hoc y monitorizado mediante nuestro sensor inalámbrico de temperatura, humedad y CO2, IAQM, a través de la plataforma Concordia Cloud, donde los datos se envían en tiempo real y desde donde se generan eventos notificables por correo electrónico.

    Mediante el uso de esta tecnología, se espera obtener ahorros energéticos entre un 40% a 50% comparado con sistemas tradicionales de iluminación de sodio, y que en ciertas condiciones podrían llegar a ser más de un 60%. La tecnología también premitirá reducir los tiempos de crecimiento aproximadamente en un 22%, y a la vez generar plantas más vigorosas. A modo de ejemplo, cultivos que normalmente demoran 12 semanas bajo sistemas de iluminación tradicional de fluorescentes o de sodio, tardarían en promedio sólo 9 semanas para llegar a un estado de desarrollo similar e incluso mejor que con los sistemas tradicionales, y con solo el 50% de consumo energético. De esta forma, es posible hacer un aumento del número de ciclos productivos en un período de tiempo determinado, mediante el uso de la misma infraestructura.

    Puede encontrar más información sobre nuestras soluciones “Smart Agriculture” aquí.

    Read more

Social Media

Back to Top